Respecto a su salud, el jugador de 31 años de edad explicó que se siente fuerte física y mentalmente, por lo que buscará ser de la gente de confianza del mánager Sergio Omar Gastélum a la hora de ser requerido.

“Vengo de un proceso de recuperación, estoy por llegar a mi nivel más óptimo y espero estar al cien por ciento para el juego inaugural el próximo 13 de octubre”, mencionó Rienzo.

Por otro lado, el patrullero Paulo Orlando se mostró motivado por jugar con Yaquis, ya que es la primera vez que juega en México y desea ayudar al equipo a que tenga una temporada exitosa.

“Estoy muy motivado por jugar en este equipo, será mi primera vez jugando en México. Siempre he tenido muy buena referencia del beisbol mexicano, es muy competitivo y con un nivel de juego importante. Tengo la fortuna también de conocer a gente como Rienzo y Cheslor, los cuales me han hablado muy bien de los Yaquis”, señaló el jugador carioca.

Una de sus virtudes es la velocidad que posee, lo cual lo ayuda a ser un jugador ágil y peligroso, característica que aprendió desde muy joven.

“Antes de dedicarme de lleno al beisbol yo practiqué muchos años atletismo y quizás eso me haya ayudado a ser mas rápido. Algo que en lo personal me caracteriza es que soy un jugador entregado, me gusta sudar hasta la última gota de sudor en cada juego y lo haré con orgullo defendiendo los colores de este equipo”, finalizó el oriundo de Sao Paulo, Brasil.